¿Por qué mienten los niños?

Una mentira no tendría ningún sentido a menos que sintiéramos la verdad como algo peligroso.

Alfred Adler

Si te paras a pensar, es difícil encontrar a alguien que nunca haya mentido. Mentiras piadosas, mentiras instrumentales y promesas rotas forman parte de la sociedad adulta. Las utilizamos al ver que las consecuencias de decir la verdad son peores que mentir.

 

Y luego está el autoengaño. ¿Quién no se ha dicho a sí misma? Mañana empiezo el gimnasio. O el lunes, porque claro, tiene que ser el lunes si o sí, no hay más días en la semana… Y es que puede ser que a veces prefieras el autoengaño que salir de tu zona de confort. Se trata de un mecanismo de defensa muy común que nos permite seguir con las exigencias y vivir más o menos cómodamente. Pero esto ya es otra historia.

La reflexión de hoy es para tomar conciencia de que la mentira está más presente en nuestras vidas de lo que imaginamos. La aceptamos y convivimos con ella. Y déjame preguntar… si como adultos recurrimos a ella, ¿Por qué nos enfada tanto que los niños y adolescentes la utilicen?

 

Lo cierto es que es desesperante cuando los niños y adolescentes mienten. Es muy frustrante que recurran a esta estrategia cuando te has esforzado infinito a educar en valores. Además, te da terror pensar en que puedan convertirse en adultos mentirosos. Así que siempre estás atenta por si te la quieren colar.

 

mentiras niños

¿Por qué mienten los niños?

Los niños mienten por la misma razón que los adultos. Por miedo a que suceda aquello que temen. Cuando se sienten atrapados, amenazados o rechazados. Utilizan la mentira para lograr la aprobación de los demás o también para proteger a otros.

Por ejemplo:

Mamá: ¿Hija, ya has llegado a casa de Paula?

Ana: Si mamá, ya llegué. (puede ser que todavía no haya llegado, que se haya entretenido un poco por el camino y te conteste que si para que no te preocupes.)

Lo más probable es que, en algún momento de su vida, todos los niñ@s recurran a la mentira. Y esto no les convierte en adultos mentirosos.

Si todo esto te está ocurriendo, y te preocupa, puedes observar que hay detrás de estas mentiras. Descubrir que es lo que motiva a tu hij@ a elegir mentir ante una determinada situación. Te invito a analizar:

  • ¿Hay alguna necesidad que no está siendo cubierta?
  • ¿Qué le motiva a mentir?
  • ¿Cómo reaccionas tú frente sus mentiras?
Por que mienten los niños

¿Cómo gestionar las mentiras de los niños?

Una vez hayas entendido que motiva al niño o adolescente a mentir, seguro que tu manera de reaccionar cambia. Y para ayudarte, te dejo algunas recomendaciones para que te sientas más segura a la hora de actuar:

Veamos un ejemplo:

Mamá: ¿Hija, ya has hecho los deberes?

Ana: Sí, claro mamá…. (Cuando la ves delante de la pantalla, y su mochila todavía está en el salón.)

¿Qué puedes hacer ante una mentira?

  1. Evita preguntar aquello que ya sabes:

Si ya sabes que ni ha abierto un libro, es mejor que describas lo que ves.

Mamá: “Veo que todavía estás hablando con Paula. ¿Cuándo planeas ponerte con los deberes?”

  1. Ante historias que no se las cree nadie del tipo:

Ana: “Mamá estamos hablando del trabajo de mates, que me está ayudando.”

Puedes mostrarle que te estás dando cuenta de la mentira. Procura ser respetuosa siempre.

Mamá: “¿Y qué opina Paula sobre la raíz cuadrada?”.

  1. Acércate a ella amorosamente. Siéntate a su lado. Valida lo que está haciendo y enfócate en soluciones:

Mamá: Sé que tenéis mucho que contaros. Pero me preocupa que tengas mucho trabajo y luego te agobies. ¿Qué puedes hacer para ir más desahogada con los próximos exámenes?”

  1. Hazle preguntas de curiosidad. Le ayudaran a reflexionar sin recurrir a juicios ni sermones.

Mamá: ¿Qué te ocurre con los ejercicios de mates?”

“¿No los entiendes?”

“¿Ha pasado algo con Paula?”

“¿Ha pasado algo en el cole que quieras compartir?”

“¿Te los has dejado en la escuela?”

  1. En el caso de reiterar la mentiraa:

Ana: “Mamá ya terminé los deberes hace rato.”

Prueba con preguntas cómo y por qué. Cuida tu comunicación no verbal y no utilices el sarcasmo.

Mamá: “¿Cómo lograste resolverlos en tan poco tiempo?”

“¿Cómo resolviste el del final?” 

“¿Por qué está tu mochila en el salón?”

Por que mienten los niños

¿Cómo prevenir las mentiras?

La prevención es vital a la hora de educar. Para ello es imprescindible crear un ambiente de respeto y confianza, libre de amenazas. Para que se sientan seguros de decir la verdad, sin ser juzgados o criticados por sus elecciones.

Otro aspecto necesario es que siempre reciban el mensaje de  amor, aunque se equivoquen. Así le transmitirás que los errores son oportunidades para aprender y que su valía no depende de ellos.

Y sobretodo utilizar el aliento, agradece cuando digan la verdad ya a veces es todo un logro asumir las consecuencias de ella. 

(Visited 65 times, 1 visits today)